Patrimonio de la humanidad: Joya de Cerén, en El Salvador
Melissa Ardan Rojas



    Descubrimiento del sitio:


Este lugar fue descubierto por casualidad en 1976 cuando en un terreno estaban terraplaneando (o sea que un terreno lo ponen a un mismo nivel, ya sea quitando montañitas, o bien rellenando espacios hoyos; también de  quebradas,  lo que no es prudente, ya que se trata de un lugar natural de desagüe de las montañas en época de lluvias.. ).  Joya de Cerén se encuentra en el departamento de La Libertad, a unos 3 Kilómetros de San Andrés, y a un Km. del cráter de la actual laguna de Caldera y se supone que hizo la última erupción hace 1500 años, y el asentamiento maya encontrado constituye uno de los asentamientos mas tempranos de los mayas en nuestro país, las ruinas que se encuentran no muy lejos de la carretera a Sta. Ana. Lo fenomenal de este lugar lo constituyen las estructuras sobre las viviendas mayas, ya que hasta la fecha nunca se habían encontrado viviendas completas en ninguna de las ciudadelas mayas, que son en su mayoría sólo centros religiosos, como pueden observarse en Copán, Tikal, Chichén Itzá, Uxmal, Tulum, Xelha, Palenque, ya sea en Guatemala, Honduras o México y el sitio se encuentra de tal forma, como si los habitantes acabasen de salir. Encontrando recipientes con alimentos en los supuestos fuegos. Se pueden ver donde estaban las camas, se dice incluso haber encontrado un Codex- o libro maya – cuyas hojas habrían sido elaborados de la corteza de amate = árbol típico de la zona. (Esto según tengo entendido fue enviado al “Smithonian Institut” en Washington, para ser corroborado por científicos).

    
Este lugar dicen que pertenecía a un señor de la zona y había consentido quitasen el papayal (= lugar dedicado al cultivo de la Papaya) siempre y cuando él pudiese supervisar la obra y posteriormente ser también el encargado de cuidar de los “Silos”. Pues un buen día uno de los tractores se topo con la primera estructura de una de las casas, como repito, la misma se encuentra a 7 metros bajo el nivel del terreno. (Los “Silos”, o sea lugar donde se almacenan los granos básicos, como: frijoles, arroz, maíz, etc.) Ahora el señor fue contratado por CONCULTURA y es el guardián de Joya de Cerén.



    Comentarios sobre la construcción:


Las chozas de los pueblos, por lo general utilizaron como de costumbre, de varillas de castilla – clase de varilla hueca, de 1,5 cm., de ancho, que usaban antiguamente en la construcción para dar soporte al adobe*.


Nota: Para más información, pueden pedirla a “La Dirección de Patrimonio Cultural, El Salvador... CONCULTURA; lo que comento posteriormente, es - lo que recuerdo-  de las tantas visitas que pude hacer a tan hermoso lugar y a la fina invitación de mi amiga Arq. Maria Isaura Aráuz, quien fue Directora de Patrimonio Cultural, por más de 16 años y fue también Directora de Educación Superior, a quien le tengo mucho cariño y aprecio.


Por cierto, se creía antiguamente, que “las varillas de castilla” habían sido introducidas por los españoles - como material de construcción- al continente americano en el tiempo de la conquista; pero con el descubrimiento de “Joya de Cerén”: un lugar que ha sido declarado por la UNESCO, como “Patrimonio de la Humanidad”, por tratarse de un pueblo maya, cuya existencia se cree alrededor de hace 1500 años, y cuya localización no es muy lejos de las ruinas de “San Andrés”. La zona arqueológica de Joya de Cerén, se compone de casas, cosa muy rara en la historia maya, ya que hasta la fecha, solo se han encontrado, lugares sagrados, ruinas de piedra, dedicados a los dioses. En Joya de Cerén sin embargo, se ve como vivía la gente del pueblo, el tamaño de sus casas, la distribución de su vivienda: donde estaba la cocina, donde dormían, que no es usual..   este pueblito fue soterrado pues, durante una erupción del volcán de “Caldera”, hace mil quinientos años.


Hoy el volcán Caldera, es una laguna, y se encuentra a un kilómetro de Joya de Cerén. El pueblo quedó encerrado como en una cápsula de tiempo y como en el caso de Pompeya. Joya de Cerén, se encuentra a siete metros bajo tierra, y hay una variedad de estructuras, casas, donde se puede incluso observar las bombas o piedras que lanzó el volcán de Caldera, y que hicieron colapsar las paredes de las estructuras de las casas. Las paredes y todo en Joya de Cerén se puede ver, tal y como quedó en el momento de la erupción, en el momento de colapsar, lo que viene a representar algo también histórico. Otra cosa interesante de mencionar acerca de Joya de Cerén, es que las casas, eran construidas sobre una base, de casi un metro de alto, lo que evitaba que entraran a las casas, toda clase de bichos indeseados... como culebras, arañas, etc. Debido a la erupción el adobe (material de construcción- varas de castilla, a la que le echaban -lodo con agua y otros materiales para lograr consistencia y no se desmoronara).


E
ste adobe, con el que estaban construidas las casas se coció, con el calor de la lava, por lo que ahora al ver las paredes de las casas, se ven veteadas, (o sea se observan franjas – según los diferentes residuos de tierra, y al cocinarse el adobe queda como si fuera de piedra).


    Sobre el sitio y el volcán Caldera:

 

        Ahora bien, cuando está haciendo erupción un volcán y vomita lava, es decir tierra y roca derretida- la temperatura alcanza de los 600˚C a los 1000˚C,     (ya que hay volcanes como el volcán de Agua, que se encuentra cerca de Antigua  Guatemala, erupcionó agua hirviendo). La velocidad de la lava puede variar, en Joya de Cerén se cree que avanzó cerca de los 250 Km./hrs. Se cree también, que en el momento de la erupción, la gente ya había abandonado Joya de Cerén, pues no se encontraron restos humanos hasta la fecha, pero si se cree que tuvieron que huir rápido, porque encontraron vasijas con frijoles y otros alimentos guardados. Algunos de sus animalitos domésticos, se encontraron     atados con “pita” a sus varitas. Es decir que los habitantes tomaron si acaso a sus     hijos, y salieron corriendo, recuerden que el pueblo estaba sólo a un kilómetro     del cráter. Otro dato interesante es que las casas en Joya de Cerén, tienen el     tamaño, de lo que Vivienda Mínima, considera el tamaño ideal, de las casas hoy     en día. También es interesante mencionar, que la casa, no sólo tenía el lugar de     dormir, sino que había una estructura fuera de la     casa, para la cocina, y otra     como para el almacenamiento de los granos. También se encontró una milpa -    lugar donde se cultiva el maíz- y se pudo estudiar, la forma de sembrar el     mismo; que por cierto, se cultiva de la misma manera, que hace mil quinientos     años. Al hacer las excavaciones se encontraron vasijas, pita que es un hilo hecho     de las fibras de henequén, que se parece a las que se sacan     de las pencas u hojas,     de una planta parecida al maguey, de donde se hace “el Pulque”, bebida alcohólica prehispánica originaria de México. La pita entonces, era utilizada, para amarrar cosas. En este caso se encontró en Joya de Cerén, los restos de un pato petrificado, que estaba amarrado con una pita, a un palo. Lo que demuestra que     hace mil quinientos años, los mayas, ya podían elaborar productos de pita. También se encontraron, que las estructuras de las casas estaban elaboradas con las varillas de castilla y adobe, lo que demuestra, que esta varilla de castilla ya era conocida y utilizada en nuestro continente para la construcción, y que no fue introducida por los españoles, como se supuso erróneamente en el pasado.


Continuemos describiendo la construcción de las casas, que utilizaban la vara de castilla y adobe, que es lodo puesto a secar al sol, en forma de ladrillo y usado para construir paredes- y de techo, les servían, hojas de palo de coco...     


Con el descubrimiento del uso de la pita - hace ya 1500 años, que les permitía manufacturas como “el  matate (o bolsa  hecha de fibra de henequén) los hombres podían utilizarlo para el transporte, por lo general colocaban allí ellos su tecomate o una especie de calabacín, cuya cáscara dura les permitía transportar líquidos, por Ej.: agua para el camino. Su forma externa era de dos partes redondas, y su tamaño máximo era de 30cm.; la primera protuberancia mas pequeña era de 15 cm. y la segunda mas grande era de 20 cm., su corteza es dura hueca, que les servía para transportar el agua. En su matate colocaban también un recipiente hecho del fruto del morro – un árbol típico de la zona maya. Su forma es redonda y el morro ha sido cortado por mitad y les servia de plato hondo, para colocar sus alimentos. 


Algo de Historia:


Este fruto – el morro- es mencionado por primera vez en el “Popol Vuh” o libro sagrado de los mayas - allí cuentan sobre la creación del hombre. Este libro es una relación compilada por uno de los sacerdotes españoles, (si no me equivoco franciscano, que había aprendido la lengua de los mayas). Este libro lo elaboró pues, a base de los relatos de uno de los indios mayas, después de haber sido destruido años antes, todos los libros mayas y haber comprendido la atrocidad cometida, queriendo reparar el daño de “Landa” – el cura que destruyó todos los libros sagrados, en Mérida.


Según tengo entendido, se rescataron solo tres libros originales de las culturas de México, 1) el código matricense (que esta en Madrid); 2) el código que se encuentra en Nuremberg, Alemania (si no mal recuerdo, se habla allí las observaciones del año solar del planeta  Venus y sobre los ciclos lunares) y 3) el código, que se encuentra en Austria.


Todo esto puede leerse con más exactitud en el libro “Las profecías de los mayas”, escrita por dos astrólogos ingleses. En este libro comprendí, por primera vez, sobre el movimiento de rotación del sol y también el fenómeno de las manchas solares y la influencia sobre nuestro planeta, nuestro magnetismo, e incluso en nuestro comportamiento. Por cierto, el fenómeno de las manchas solares, es algo que los mayas calcularon con una precisión increíble, con un margen de error de 2 segundos, quizás… Y que dejaron plasmadas sus cálculos en la gran pirámide de Palenque, donde estaba sepultado el gran sacerdote maya, de nombre “Pacal”. En el libro también se explica ¿Cómo hace  nuestro sol para atraer todos los planetas tras de sí?.. Esto era algo que me tenía intrigada, allí encontré la respuesta.  Quiero también mencionar, que el centro de reunión de los grandes astrólogos mayas fue la ciudad de “Copán”, Honduras.  Sin duda un lugar mágico, la visité hace años.


Posteriormente existieron  pocos asentamientos indígenas en El Salvador.


Durante la colonia los productos más codiciados fueron:


El cacao
, que era cultivado principalmente en la zona de Izalco. Luego fue importante la producción del añil, que se obtiene del procesamiento de una planta llamada “jiquilite”, durante la colonia, se cultivo en la zona de San Andrés, departamento de la Libertad, y en el departamento de Cuscatlán. Ahora en día, hay un apoyo por parte del gobierno del Japón donde han ayudado a comunidades a la transmisión del procesamiento del “añil o jiquilite”. Una libra de añil, se cotiza a nivel mundial, según datos del Ing. Químico, Gustavo Herodier, en una exposición sobre la historia y procesamiento del jiquilite, en $45,-  Hoy hay varios grupos que exportan toda clase de atuendos y otros artículos, como carteras, manteles, etc.


En El Salvador las mujeres a principios de siglo usaban enaguas o faldas largas , o refajos –faldas bien apretadas al cuerpo y largas.  Las enaguas - por lo general las usaban las indígenas de Nahuizalco, Izalco, Panchimalco- ellas siempre andaban cargadas con canastos donde llevaban las compras sobre sus cabezas. Estas la protegían con un yagual palabra que viene del nahuat: yagualli, y era el nombre que le daban a una manta de tela, que enrollaban en forma de culebra y era plana y colocaban sobre la cabeza, para colocar encima el pesado canasto, muy práctico. En general, pienso que la idiosincrasia se va perdiendo, creo yo, debido a la influencia de los países del norte.  ¿Globalización? Y otras influencias, como la TV.  


El comportamiento impredecible  de los volcanes, comparaciones con otras erupciones importantes.:


En otros lugares como en Hawai, sabemos que la lava avanza de forma muy lenta, todo depende en realidad del carácter de la erupción, dicen que cada volcán tiene su propio carácter. También dependerá si no hay flujos piroplásticos, que son devastadores y es cuando el cráter de un volcán se encuentra “taponeado de tierra” en el cono, -porque estos flujos van por etapas.


En el Vesubio si mal no recuerdo hubieron más de 7 diferentes flujos piroplásticos. Esta tierra que taponea el cono del cráter del volcán, con la presión del aire caliente que viene del fondo de la tierra, origina que la tierra se ponga porosa, creando la piedra “pómez”.  El gas caliente, que es expulsado desde el fondo la tierra tiene miles de grados centígrados de calor y cuando al fin, el volcán expele esa tierra, baja las laderas o faldas del volcán a unas velocidades terribles. Todo lo que encuentra a su paso será calcinado en segundos. (Ver ejemplos de Herculano ciudad a 40 Km. de Pompeya, cuyos habitantes fueron a refugiarse en los embarcaderos cerca de la Bahía y los flujos piroplásticos los alcanzaron y murieron calcinados en segundos. Los flujos se introdujeron dentro de la Bahía aprox. 30 km.).


 Una de las erupciones trágicas que fue últimamente observada, fue la del Monte St. Helen, en el departamento de Washington, en la costa del Pacífico, de los Estados Unidos y que al momento en que se desprendieron los flujos piroplásticos, destruyó terrenos hasta más de 60 Km. a distancia del volcán. La devastación fue tal que acabó con toda vegetación, con toda la vida que encontró a su paso. Es una de las catástrofes mas significantes en los últimos tiempos en los EE.UU. Otro paisaje fue creado.


Ahora bien, si comparo con las cosas que he observado con lo que he leído sobre mi tierra, puedo decir, por ejemplo, que la ciudad de San Salvador, esta construida sobre una serie de fallas sísmicas, que atraviesan la capital, y si las observamos  dejando el dibujo de las mismas sobre un plano, este se vería “cuadriculado”.  La zona de Metrocentro – centro comercial sobre la Ave. de los Héroes, el terreno donde fue construido era “piedra pómez”, lo que indica el arraso de flujos piroplásticos en tiempos anteriores. El volcán de San Salvador, se encuentra aprox. a 5 km. de la zona mencionada.


Hace muchísimos años, vulcanólogos y geólogos alemanes, hicieron estos mapas de las fallas geológicas y llegaron a la conclusión que las diversas placas terrestres convergen en la Zona Centro Americana, tenemos:


la placa del Caribe, la de Cocos (que esta en el Pacífico), la de América del Norte y la del Sur, un verdadero “Sándwich”.  El Salvador esta siendo prácticamente triturado por las placas. Varios extranjeros me han dicho en broma, que sólo vendrán nuevamente “en balsa”,  es decir, una vez que nos hallamos hundido.


En El Salvador hay alrededor de 50 volcanes, algunos gracias a Dios, ya extinguidos… pero hay varios que aún duermen.


Los mas importantes son Los volcanes de: Santa Ana o Lamatepec; el volcán de Izalco en Sonsonate -que estuvo activo por 200 años, hasta en 1965, (les contaré una anécdota sobre este volcán, que era inofensivo, y la gente del pueblo cercano de Izalco, sacaban sus sillas por las noches a la calle, y admiraban el volcán y sus erupciones, que se daban cada 10 min., por unos minutos, y podían ver las correntadas de lava, bajar del cono del volcán, era naturalmente una atracción para los lugareños; hasta que un día decidieron los de Turismo, construir "un hotel turístico" en un cerro cercano, llamado Cerro Verde, un lugar precioso para observar el volcán. Pues dice la gente: "que el volcán, no quería que lo observaran" y en verdad, el día de
la inauguración del hotel, el volcán dejó de hacer erupción - "por siempre".
La desilusión de los lugareños y los de Turismo, perdura hasta la fecha.


Luego tenemos el volcán de Coatepeque –actualmente una laguna y su diámetro es de aprox. 20 Km. – se cree que aún esta activo, porque hay zonas “pequeñas” donde hay agua caliente o hirviendo que sale de lo profundo del lago, cerca de la isla); también están el volcán de San Salvador o Quezaltepeque - este hizo erupción la última vez en 1917 y poseía una pequeña laguna, que se evaporó cuando hizo erupción… hay fotos de la laguna antes de evaporarse… puede observarse allí unos jóvenes remando en una pequeña canoa.. una foto histórica. (Ver libro de “Postales de El Salvador” – 1900 -1925 – Un libro precioso por cierto.)


Otro de nuestros volcanes dormidos, pero activo es nuestro famoso Lago de Ilopango - el cual no es solamente un “volcán” sino una “caldera”. Y que se considera “activo”.


¿Cual es la diferencia, entre un volcán y una caldera? Pues bien, la diferencia es 1) el diámetro de su cráter (el volcán de San Salvador tiene un diámetro aproximado de 1 ½ Km., y otro tanto de profundidad, mientras que el diámetro de una caldera es de al menos 80 a 100 km..

y 2) la caldera posee una cantidad de lava bajo su cráter muchísimo mayor ya que su base asemeja una “olla”. Ilopango, la última vez que hizo erupción fue alrededor de 2000 años (libro: “Maya”, la más completa edición en inglés del 2000.) (Mas detalles sobre el comportamiento de una caldera pueden verlo mas detalladamente en uno de los reportajes sobre - la caldera de Yellowstone Park, en la revista National Geographic- www.nationalgeographic.com donde se puede observar, que la caldera mencionada, puede tener varios kilómetros de profundidad., también puede leerse en: "A Crack at the edge of the world, The San Francisco Earthquake 1906", Simon Winchester)


Por cierto, los mayas que estaban entonces en El Salvador, según descripción del libro salieron huyendo despavoridos. Las cenizas de esa erupción, se extendieron hasta Alaska, y en El Salvador, pueden observarse montañas muy altas, de tierra blanca… que proviene de dicha erupción. Un primo mío le gusta mucha el buceo y ha buceado naturalmente en Ilopango, su comentario es el siguiente: “los lados del cráter son como acantilados enormes, de más de ochenta metros, con forma vertical y de color blanco, y uno va bajando y bajando a lo largo de esa gran pared blanca. Cerca de los islotes en el centro, cuando uno baja ya está llegado a los ochenta metros, ahí esta caliente… se ven los lados de algunos islotes, donde salen burbujitas…y es agua caliente!”.  No queremos pensar, ni en broma, lo que sería de nosotros, si se le ocurriera entrar en acción.


Aunque Ilopango no es un “Mega o Supervolcán” comparado con el de “Yellowstone Park* ”, en USA, que ha estado inactivo desde hace mas de 600.000 años y que los científicos consideran como el “monstruo durmiente”.  


*Mas sobre las placas y formaciones geológicas, volcanes, supervolcanes, tsunamis, puede leerse en el libro “A crack at the edge of the World”, de Simon Winchester, donde se habla del terremoto de San Francisco ocurrido en Abril de 1906. Un libro estupendo. Otro de sus libros es “Krakatoa”, donde se relata la mega erupción, que acabó con la isla de Krakatoa en 1867 creo… y sus consecuencias en Europa la cual dejó a la misma sin verano, causando una hambruna descomunal. Aparte de los tsunamis ocasionados en toda la zona cerca de Sumatra, Java…etc.,  dominada en aquel entonces por los holandeses.


Continuando con el recuento de los volcanes activos en El Salvador,    continúo con el Volcán de San Vicente, que se encuentra a un ladito del Lago de    Ilopango. Luego tenemos el volcán de San Miguel o “Chaparrastique”, que sigue   poniendo a la     población en pánico, cuando se originan los enjambres de sismos.     Estos son los volcanes más significativos de la zona. Para el terremoto del 2001,     ocurrió algo muy espectacular… nunca visto por mí, “los volcanes se pusieron     en sintonía”,     todos estaban produciendo temblores, que eran monitoreados de     cerca por los vulcanólogos  y como las réplicas del terremoto, ocurrían cada     hora, en el segundo exacto, esto mantuvo a la población, muy preocupados. En     el 2001, ocurrieron 5     terremotos (el gobierno solo reconoció a dos de ellos, los     demás     les dieron menos importancia para evitar el pánico en la población) según     datos de vulcanólogos y sismólogos,  que visitaron el país, para analizar los     datos.


Retos para la conservación del sitio:


        Algo que es importante, pero que por lo general no se advierte, es la     conservación de las estructuras descubiertas.  CONCULTURA en aquella     ocasión se encontraba ante un gran problema. En primer lugar, hay que recordar     que las estructuras se encontraban a 7 mts. bajo el nivel del terreno. En tiempo     de verano, no hay problema alguno; pero ¿que tal en nuestros inviernos, tipo     diluvianos?  Que en un par de minutos se inunda todo y sin previo aviso. Las     estructuras iban a empezar a nadar… no digamos de problemas de hongos     debido a la humedad, la intrusión de bichos que también carcomen o contribuyen     al desgaste de la misma estructura, que a pesar de estar cocido el adobe, pues     según la cantidad de agua, se desmoronaría. Vinieron expertos de México,     Japón, del Museo “Paul Getty” de la UNESCO y siguen tratando de conservarlo para las nuevas generaciones de salvadoreños, como también para la humanidad.