Leer y escribir
Melissa Ardan Rojas



El ser humano desde los comienzos de su historia ha intentado comunicarse. Para ello trató de dar un nombre a cada cosa que existe en el universo, comenzando por su propio cuerpo: cara, ojos, nariz, boca, etc. Luego dio nombres a las cosas que utilizaba y el lenguaje fue siendo cada vez mas especifico. Por lo general las palabras denominan algo concreto, aunque existen palabras que poseen un sentido más profundo en su significado... como lo son las palabras: amor, confianza, fe, Dios, etc.

Una vez el ser humano pudo darse a entender por medio de palabras, con otros seres; comenzaron a utilizar "el barro", como tablillas donde contaban lo que vendían, o utilizaban "dibujos" (jeroglíficos) para darse a entender, como lo hacían los egipcios.

Durante siglos, las noticias no volaban en un segundo, como lo hacen ahora por Internet o por los medios de comunicación. Cuando Krakatoa* (aquella isla que voló en mil pedazos debido a una erupción volcánica, cerca de Java en 1883 (si no me equivoco..) hacia unos meses antes que se habían colocado los cables marinos, para transmitir noticas.. Esa catástrofe tardó un par de semanas en llegar a Europa. Mientras que la muerte de Napoleón, leí tardó 2 meses en llegar a Inglaterra.

(Puede leer más sobre Krakatoa en: Wikipedia)

Nunca antes ha tenido el ser humano tanta libertad de comunicación como la de hoy en día. La Juventud ahora en día tiene un potencial a la mano, para instruirse como jamás en toda la historia de la humanidad. Es una pena muy grande que a estas alturas, siga existiendo analfabetismo, hambre, pobreza y cosas que en nuestro "civilizado" planeta, deja mucho que desear.

Hay que ponernos a pensar ¿a dónde nos lleva, este ritmo de vida? ¿Posee el hombre más calor humano, con todo el conocimiento que tiene?, ¿Cómo ayudamos para que este conocimiento que hemos llegado a adquirir... nos haga "buenos"? porque es de esperarse que se hacen las cosas con más conciencia, que antes.

Las grandes civilizaciones han perecido cuando los seres humanos, se han vuelto "violentos", "cuando han ignorado el dolor ajeno, siendo indiferentes, o cuando incluso han gozado, maltratando a los demás", solo recordemos la antigua Roma, en "el Coliseo" y "las luchas para dar entretenimiento al pueblo", como también la "matanza de cristianos, para que fueran devorados por fieras". La violencia es solo un índice, de cuan degradada se ha vuelto una sociedad. Ahora bien, si analizamos «cuántos programas violentos aparecen en TV - para el entretenimiento del pueblo - no hace falta mucho pensarlo, para que nos demos cuenta, que nuestra civilización "va de mal en peor"».

La respuesta está en el amor en las familias, los padres son los que inculcan amor, respeto a sus hijos, por si mismos y hacia los demás. No hay que tomar pues a la ligera "el rol de ser padres de familia". La sociedad entera puede gozar de un individuo que trabaje a construir un mundo mejor. Leer y escribir es un medio para comunicar nuestros sentimientos, nuestros anhelos, nuestras esperanzas en un futuro mejor. Trabajemos en ello, con amor.