Engaño




“...Y me engañé. Y te engañé.

 

Hasta el punto de, sin perder la dignidad, perderme  en mis fantasías...

Hasta el punto de vivir sin tregua y sin descanso amores fugaces, vanos que no hacían más que llenar mi inquietud.

Nunca fuiste lo suficientemente importante Ashmal... pero sí lo que representabas...

Ahora me enfrento a mi gran verdad.

Teniéndolo todo a mi alcance y tantos caminos...he de elegir.

Abandonar mi desierto, Sherezade y mis dunas  y  avanzar a un terreno desconocido, atractivo y en el que no tengo protección.

 Como siempre invoco a la LUNA, a mi estrella y al coraje que voy a poner en esto para que me lleve a ser más yo que nunca....”