14 de Febrero



" Eran las ocho de la mañana y los gallos anunciaban el comienzo de un día precioso . Nada de lo que estaba viviendo era en vano. Se despertó abrazada al extranjero, al respeto, al calor de un hombre tranquilo. En una semana, Sherezade volvía a su tierra, a su origen pero se llevaba mucho más de lo que imaginó en un principio. Algo en su interior le decía: "ENTRÉGATE a la experiencia, ENTRÉGATE SHEREZADE"

Y decidió vivir, volar, caer, levantarse, tender su mano, no ser impaciente, emplear su Arte, amor y vivencias para DECIDIR.

A su regreso todo iba a cambiar y ella lo sabía "